Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar nuestros servicios. Si continua navegando, consideramos que acepta su uso. Puede cambiar la configuración u obtener más información Politica de Cookies

¿Son objetivo las impresoras de ciberdelincuentes?

Miriam Cantalapiedra Comentarios 0
Imagen de ¿Son objetivo las impresoras de ciberdelincuentes?
16 jun.

¿Alguna vez has pensado que tu impresora pueda ser objeto de un delito por parte de ciberdelincuentes? Sabemos que existen ya multitud de ciberdelitos como ‘el phishing’, ‘malware’, ‘adware’ o los tan odiados ‘spam’. Pues bien, cada vez en mayor medida, los fabricantes de soluciones de impresión se valen de la última tecnología en sus equipos para evitar que estos sean objeto de ataques, como ya ocurriera el pasado febrero de 2017: hace tan solo dos meses un cibercriminal fue capaz de vencer la seguridad de 150.000 impresoras, obligando a todas ellas a imprimir un mensaje que él mismo había programado.

Lo que pretendía esta persona era avisar a todos los usuarios de posibles amenazas en sus impresoras, motivo por el que todos sus documentos debían estar a salvo. Por esta razón y ante cualquier riesgo, las empresas ya han comenzado a preocuparse por que sus equipos disfruten de la última tecnología en seguridad. Y es que, como cualquier otro dispositivo que se conecte a la red, necesita de una protección especial, hecho del que todos deberíamos ya ser ya conscientes.

¿Sabías que en 2018 las empresas no tendrán la posibilidad de decidir si mantienen la información segura o no? Según el Reglamento General de Protección de Datos (GDPR) de la Unión Europea (UE), aquellas compañías que no respeten los datos personales de los ciudadanos de la UE serán sancionadas con multas elevadas. Tendrán que estar seguros, independientemente de en qué lugar se encuentren.

El hecho de que las impresoras deben estar totalmente protegidas de cualquier amenaza aún es un camino largo ya que, según el director de Tecnología de HP España, Melchor Sanz, tan solo un 16% de la población cree que sus equipos tienen un alto riesgo de amenaza o de seguridad en los datos personales. Así pues, aconseja Sanz que estos equipos deben tener una configuración de seguridad específica, o bien que sus usuarios mantengan las actualizaciones al día. Con todo, se trata de proteger nuestro negocio de las manos que buscan recopilar información y utilizarla de forma maliciosa.

Por todo ellos, para evitar que nuestras impresoras también sufran un ataque debemos controlar todos aquellos cambios o actualizaciones que no hayamos realizado nosotros mismos o hacer evaluaciones del riesgo de la tecnología y el delito cibernético en dispositivos 'endpoint', así como garantizar que nuestra empresa o la compañía en la que trabajamos esté protegida por el 'firewall' propio de la entidad. Es también conveniente estar atentos a todos los dispositivos que no pertenezcan a nuestro lugar de trabajo y que se cumplan las revisiones e implementación de las actualizaciones.

Déjanos tus Comentarios