Cartuchos de tinta y toners baratos

|

Envío y Devolución GRATIS* a partir de 40 € (envío estándar 3,95 €)

¿Cómo limpiar el tóner de una impresora láser?

Qué debo hacer para limpiar el tóner de mi impresora láser

Como sabrás, las impresoras láser funcionan con cartuchos de tóner, pero a veces, con el paso del tiempo, puede derramarse algo de polvo de tóner en el interior de la impresora. Para solucionarlo tenemos que realizar una limpieza a nuestro tóner, de manera que no genere problemas en la impresión posterior.

Lo primero que tienes que tener en cuenta es si serás capaz de limpiarlo solo. Si crees que no lo serás, es mejor que se lo pidas a un especialista para que tu equipo no quede en malas condiciones. Si, por el contrario, crees que puedes ser capaz, atento a este artículo. Te enseñamos cómo hacerlo de forma segura y correcta.

Antes de hacer la limpieza, debes de ser consciente de lo que es realmente el polvo de tóner. Se trata de unas pequeñas y finas partículas de polvo, negro o de colores, que puede expandirse por el interior de la impresora. Ten presente que, si hace esto con tu equipo, también lo puede hacer en tu cuerpo. Por ello, cuando realices la limpieza de tu impresora láser, te vendrá bien hacer uso de una mascarilla ya que este pequeño polvo podría introducirse en el interior de los pulmones y resultar dañino para tu cuerpo o piel.

¿Qué se necesita para limpiar el tóner de una impresora?

Los objetos que te indicamos a continuación son muy comunes, por lo que no te supondrá ningún problema conseguirlos.

  • Una mascarilla para evitar que las partículas del polvo del tóner entre en tus pulmones.
  • Unos guantes de látex para evitar mancharte. Los guantes que utilices deben ajustarse completamente a tus manos para poder realizar la limpieza con total comodidad.
  • Un aspirador de tóner para poder atrapar las partículas del polvo del mismo.
  • Una bayeta o trapo completamente limpio. Existen bayetas específicamente diseñadas para atrapar la suciedad del tóner, pero también puedes utilizar una tradicional.
  • Un pincel fino para poder limpiar todas las pequeñas y estrechas ranuras de la impresora.
  • Algodón y alcohol isopropílico en algunos casos.

Cómo limpiar el tóner de una impresora paso a paso

  • Antes de empezar, es muy importante que apagues la impresora, la desenchufes de la red y la dejes enfriar durante varios minutos.
  • Ponte una mascarilla y unos guantes para protegerte, tal y como te hemos indicado en el artículo;
  • Abre la impresora y extrae el cartucho de tóner con cuidado, para que no se derrame;
  • Utiliza la bayeta para limpiarlo. Después, deja el cartucho de tóner sobre la bayeta;
  • Utiliza el aspirador de tóner para eliminar los posibles restos en el interior de la impresora;
  • Haz uso de un pincel para extraer partículas de tóner de las ranuras, con movimientos suaves y utilizando la aspiradora para eliminarlos;
  • Muchas impresoras láser utilizan cables muy finos que se denominan "filamentos corona" y que están a la vista. Si tu impresora tiene este tipo de cables, usa mejor un algodón mojado en alcohol isopropílico y limpia estos cables con sumo cuidado. Limpia también la parte inferior de estos cables, pero sin presionarlos.
  • Una vez realizado el proceso, coloca de nuevo el cartucho de tóner que hayas limpiado, cierra la impresora y conecta el cable de alimentación.

Si has hecho una buena limpieza de tóner de tu impresora láser, entonces tu equipo ya está listo para ser usado de nuevo sin ningún tipo de problemas. Recuerda estos pasos para una segunda ocasión.

Nuestros consejos para mantener en perfecto estado el tóner de tu impresora

  • Es muy importante tener cuidado a la hora de manipularlo. Debes retirarlo muy despacio de la impresora, colocarlo sobre una hoja de papel en blanco e intentar aspirar los restos sobrantes. Al colocarlo, vuelve a tener mucho cuidado. Si lo sacas al exterior, evita su exposición continuada a la luz.
  • No lo saques, ni lo agites de forma rápida. Ten en cuenta que es preciso analizar de dónde viene el problema en primera instancia para darle la mejor solución posible.
  • Mantenlo en lugar fresco y evita las zonas con temperaturas extremas. Es de suponer que este consejo también sea aplicable a las impresoras. Así, si tenemos nuestro equipo muy cerca del radiador lo mejor será cambiarlo de lugar.

Aprende a realizar un buen mantenimiento de tu impresora en las siguientes guías:

Últimos artículos / ¡Presta atención, hombre!